Apple Watch

El Apple Watch Series 4 podría traer sensor de electrocardiogramas

Tendría la capacidad de medir con alta precisión las menores anomalías en el ritmo cardíaco

Desde hace tiempo sabemos que Apple está trabajando para que su reloj inteligente se convierta en un dispositivo más útil en el área de la salud. Hace poco la compañía informó que está realizando un estudio sobre la fibrilación atrial, y parece que su nuevo proyecto podría ser un sensor de electrocardiogramas.

Según un nuevo reporte publicado por el medio Bloomberg, la compañía estaría desarrollando un Apple Watch con un sensor de electrocardiogramas. A diferencia del actual sensor de ritmo cardíaco del Apple Watch, los aparatos de electrocardiogramas son utilizados actualmente en la industria médica y se encuentran dentro de las correas de pecho con monitorización cardíaca.

Este tipo de sensores son además capaces de identificar anomalías en la frecuencia cardíaca, incluyendo la fibrilación atrial, lo que sería muy útil para la detección de potenciales problemas antes de que se conviertan en algo más graves.

Funcionamiento del sensor de electrocardiogramas en el Apple Watch

Accesorio KardiaBand para el Apple Watch

En el Apple Watch, el monitor de pulso cardíaco se activaría al apretar los marcos del reloj con dos dedos. Luego el Apple Watch enviaría una corriente al corazón del usuario y realizaría una comprobación en busca de anomalías.

En la actualidad ya es posible hacer lecturas tan precisas con un Apple Watch, pero sólo comprando el accesorio KardiaBand de AliveCor. Se trata de una banda que se activa a través de una aplicación del Apple Watch, y luego se le pide al usuario que coloque su dedo sobre un sensor que hay en la banda. Tras 30 minutos de lectura, el usuario podrá acceder a métricas detalladas en el Apple Watch.

La KardiaBand es el primer accesorio del Apple Watch en haber recibido una aprobación por parte de la FDA (Agencia Federal de Medicamentos de los EEUU). Normalmente este tipo de certificaciones por parte de la FDA requieren mucho tiempo de espera y no son demasiado fáciles de conseguir para las compañías que fabrican wearables. Sin embargo, Apple está estrechando su relación con la FDA, sobre todo después de haber arrancado su estudio sobre la fibrilación atrial.

La FDA también tiene una nueva regulación que permitirá a empresas como Apple, Fitbit y Samsung acceder con mayor facilidad a las nuevas tecnologías y estudios en materia de salud para que de este modo puedan fabricar mejores wearables.

Según han contado las fuentes a Bloomberg, de momento el sensor de electrocardiogramas sigue estando en desarrollo y no está muy claro si lo veremos en el Apple Watch Series 4 o en una versión posterior.

Fuente
Bloomberg

Elvis B

Me gusta todo lo relacionado con los smartphones, pero creo que los wearables y sobre todo los smartwatches serán cada vez más populares en los próximos años. En mi tiempo libre, me gusta leer o sacar fotos con mi cámara.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *