Apple WatchNoticias

El Apple Watch podría resolver uno de los casos de desaparición más intrigantes de este año

Las autoridades turcas todavía no lograron conectarse al Apple Watch del periodista saudí Jamal Khashoggi

El Apple Watch está protagonizando en estos momentos una de las mayores búsquedas a nivel internacional de una persona desaparecida. Al parecer, el periodista saudí Jamal Khashoggi llevaba un Apple Watch al entrar en el consulado de Arabia Saudí en Turquía, desde donde no volvió a salir.

El hombre había estado viviendo en los Estados Unidos y redactaba artículos y noticias para el Washington Post, en los cuales a menudo criticaba a su país de origen por las políticas de represión a los disidentes, sus sanciones a otros gobiernos y la guerra contra Yemen.

Periodista saudí Jamal Kashoggi
Jamal Khashoggi [Fuente: Flickr / POMED
El periodista tuvo que acudir al consulado de Arabia Saudí en Estambul el pasado 2 de octubre a las 1pm hora local con el fin de completar algunos papeles requeridos con el fin de poder contraer matrimonio con su novia turca.

Sin embargo, al parecer un misterioso grupo de 15 hombres había volado horas antes desde Arabia Saudí y habían entrado en la embajada supuestamente para esperarlo.

Ahora las autoridades turcas aseguran que el periodista saudí fue asesinado mientras estaba dentro del consulado. Sin embargo, de manera oficial, el Gobierno saudí ha negado todas las acusaciones a través de su embajador en los Estados Unidos, Khalid bib Salman, quien dijo que todas las acusaciones son maliciosas y son puros rumores.

El Apple Watch podría suministrar datos importantes sobre su ubicación o frecuencia cardíaca

Pero las autoridades esperan ahora que el Apple Watch que Jamal llevaba puesto en la muñeca les pueda suministrar algunos datos sobre su paradero. Al parecer, el periodista llevaba el Apple Watch al entrar en el consulado de su país, pero tuvo que dejar su teléfono fuera del edificio y ahora las autoridades esperan que su smartwatch se vuelva a conectar a su teléfono móvil u otros de sus dispositivos.

Los datos sobre la frecuencia cardíaca y la ubicación serían vitales para que las autoridades puedan establecer si el periodista realmente fue asesinado en el consulado de Arabia Saudí o si los hombres que entraron antes que él simplemente lo secuestraron en alguno de los coches con los que abandonaron el edificio y se fueron directo al aeropuerto.

Esperamos que las autoridades tengan suerte y logren hacerse con los datos del Apple Watch. Eso sólo sería posible si sus atracadores no lo destrozaron, y también depende mucho del modelo que llevaba puesto, ya que no se sabe si tenía conectividad Bluetooth o LTE.

Vía
Wired

Elvis

Me gusta todo lo relacionado con los smartphones, pero creo que los wearables y sobre todo los smartwatches serán cada vez más populares en los próximos años. En mi tiempo libre, me gusta leer o sacar fotos con mi cámara.